DEJA FLUIR TU ORINA Y CUIDA TU SUELO PELVICO

¿Sabías que la forma en la que orinas podría estar afectando tu SUELO PELVICO?


El acto de la micción está controlado por el sistema nervioso autónomo. La vejiga se contrae automáticamente para que la orina salga al exterior y es un proceso en el que no debemos ayudar en nada, se da naturalmente.


Empujar para que salga la orina genera una aumento de presión innecesario al interior de la pelvis y por consiguiente, una carga extra al suelo pélvico. A veces empujamos porque vamos con prisa. Otras porque en lugar de relajar la musculatura del suelo pélvico, la contraemos, cerramos el esfínter uretral y sentimos que para que salga el pis hay que hacer fuerza.


Vamos con demasiada prisa y pareciera que no tenemos derecho a un momento en el baño pero te invito a que por la salud de tu suelo pélvico, la próxima vez que vayas a hacer pis te tomes tu momento, te relajes y dejes que fluya. Relaja tu suelo pélvico al momento y evita empujar, simplemente deja que suceda. ¿Lo consigues?


Si te ha ayudado, comparte este post con otras mujeres para cuidarnos entre todas.




80 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo